Cuarentena: Oportunidad para el teletrabajo


La clave para un teletrabajo exitoso es la gestión correcta del tiempo y la comunicación para el trabajo en equipo. La capacidad de planificación es la que permite mantener o aumentar la productividad en un entorno remoto.

Sin duda, hay trabajos que son más propensos a ser ejecutados de manera remota, son estos trabajos los que se pueden ver beneficiados de esta modalidad de trabajo más flexible y que permite compatibilizar el tiempo libre y trabajar literalmente “desde donde te encuentres”. Adicionalmente, es bueno señalar que es clave la organización personal de cada persona y su capacidad para trabajar sin supervisión continua.

A diferencia del teletrabajo, el Smart working se apoya en las nuevas tecnologías no sólo para permitir al profesional decidir el lugar de trabajo, sino también el horario y las herramientas. Este sistema intenta adaptar el empleo al profesional permitiéndole un alto grado de autonomía.

Algunas modalidades de teletrabajo son:

  • Presencial
  • Con oficina pero Remote Friendly (50% – 50%)
  • 100% Remoto

Slack

Trabajando desde casa es todavía más importante la comunicación con el resto de tus compañeros, pues a diferencia de cuando estás en la oficina, no pueden acercarse en la mesa para comentarte la proyección de ventas para el próximo trimestre. Slack es una de las aplicaciones de comunicación en empresas y proyectos más populares.

Aunque trabajes desde el PC y tengas allí instalado Slack, cuando estás teletrabajando tan pronto como te alejas de tu PC “desapareces”, dejando de estar localizable todavía dentro del horario de trabajo. Con Slack en el móvil puedes seguir en contacto en todo momento, o al menos hasta que quieras.

Google Docs

Google Docs es una herramienta gratuita que permite elaborar documentos, presentaciones u hojas de cálculo y trabajar en ellos desde la nube. 

Es decir, Google Docs te ofrece la posibilidad de crear un documento, una presentación o una hoja de cálculo, acceder a ellos desde cualquier computadora o dispositivo, y también te permite compartir los documentos para que varias personas trabajen sobre él, incluso, al mismo tiempo.

Para tener acceso a Google Docs necesitas tener una cuenta de correo electrónico en Gmail. Al igual que con otros servidores de correo, el de Gmail es gratuito.

Trello o Asana

Hay quien prefiere Asana y hay quien prefiere Trello, otra herramienta para gestionar tareas que destaca por ser muy fácil de usar. Es algo así como tener pizarras con tareas, pero en el móvil o en el PC.

Trello te permite organizar cualquier cosa, desde tu día a día en el trabajo hasta cualquier otra cosa imaginable. Cada tablón puede tener tarjetas, que a su vez pueden tener tareas y que puedes mover de un tablón a otro para cambiar su estado.

Toggl

En casa es fácil perder la noción del tiempo y trabajar de menos o de más. Si prefieres fijarte un tiempo máximo para trabajar en un proyecto o tarea, un modo de llevar un control de los tiempos es con la ayuda de Toggl.

Puedes registrar tiempos con la aplicación de Toggl o desde su web, asignándolos a cierto proyecto, tarea o cliente para poder comprobar más tarde cuánto tiempo gastaste en qué. Lo mejor es que la app es bastante sencilla de usar.

Sesame

Registra las entradas y salidas, obtén informes en tiempo real, edita fichajes y gestiona tus equipos. Todo a través de una plataforma cloud, desde cualquier dispositivo.

Sesame es el sistema perfecto para que te atrevas a implantar en tu empresa sistemas de smart working.
Si quieres saber cómo hacerlo (esta es la parte que más nos gusta) continúa leyendo.

Zoom

Es una aplicación que permite las videoconferencias, y tiene la gracia de aceptar hasta 100 participantes de vídeo y 10 000 asistentes, lo que la hace ideal para dictar clases, seminarios o eventos “masivos” de manera remota.

Otras características notables de Zoom es la capacidad de realizar salas de conferencias (en que todos pueden participar con un moderador), programar transmisiones y grabarlas para revisarlas posteriormente.